• soy@aportamor.com

Archivos de la etiquetas Ex codependiente

AutoEstima Herida = Codependencia Emocional

El patrón se repite y lo seguirá haciendo hasta que no tomemos consciencia real de las situaciones.

¿Para qué hacemos lo que hacemos?

Tus decisiones son directamente proporcionales a como de Sana o Insana tengas tu AutoEstima. -          

Powered by Vcgs-Toolbox


Sanar nuestra Autoestima es la Llave que abre las respuestas, a todas las preguntas que probablemente aún no te has planteado plantearte.

Lo que alcanzo a decirte es: Poco a poco, paso a paso…yo desde este lado sólo puedo decirte que hay salida. Que se puede aprender amar a la persona mas importante de esta vida; Tú mismo.

AutoEstima Herida = Codependencia Emocional

AutoEstima Herida = Codependencia EmocionalLOS TONTOS ÚTILES
“Nadie es más esclavo que quien falsamente cree ser libre.”
(Johann W. Goethe)
[one_third]

Si no sanas la herida… te acompañará hasta los confines y hasta los consiempresSi no sanas la herida... te acompañará hasta los confines y hasta los consiempres

 

[/one_third]

[one_third_last]

Si no sanas la herida…te acompañará hasta los confines y hasta los consiempres

Posted by AportAmor – AutoEstimaTe Bien on Thursday, December 29, 2016

[/one_third_last]
Sanar nuestra Autoestima es la Llave que abre las respuestas a todas las preguntas que probablemente aún no te has planteado plantearte ☯ Little by little, my friend. Planteatelo, asúmelo y ponte manos a la obra.

Algún día será el último del infierno y el primero en el que decidas decidir a tu favor.

Tus decisiones son directamente proporcionales a como de sana o insana tengas tu AutoEstima.

El mejor e incluso, único modo de aprender o re-aprender, no es que nadie venga a darte, ni traerte las soluciones, ni muchísimo menos masticarlas por ti, si no que tú mismo, te des cuenta de la situación y decidas formar parte de la solución.

Por ejemplo, de nada sirve que yo o cualquiera te vaya dando la información vital, si tú aún no estas en la disposición de asumirla.

Lo mejor de caer en los infiernos y tocar fondo es darnos cuenta que algo va mal y desde ahí comenzar a trazar el punto de Inflexión.

Darnos cuenta, es imprescindible.

#TodoLoContrarioALaFelicidad

Darnos cuenta por ejemplo que lo que hasta ahora nos hemos creído que era la formula de la felicidad, no esta funcionando.(de hecho estas notando el sentimiento opuesto a la felicidad)

Dentro del mundo de Desarrollo Personal; Little by little, my friend -          

Powered by Vcgs-Toolbox

Verdades Incomodas: AutoEstima Herida = Codependencia Emocional:

AutoEstima Herida Codependencia Emocional

Verdades Incomodas: AutoEstima Herida = Codependencia Emocional

Cuando estas en el epicentro de la mismisima mierda, normalmente no sabes cómo, ni porqué llegaste hasta ahí. Es un proceso inconsciente. Ideas que se te grabaron a fuego y que nunca te habías replanteado, pero de la mierda se puede salir y no solo eso, sino que una vez tienes el conocimiento que necesitas, ya no volverías ni aunque te pagaran por ello al anterior estado.

La regla es simple, una vez descubres lo que es bueno; es imposible que ni siquiera te plantees otras historias peores, pero hay que aprender.

Normalmente los codependientes emocionales suelen juntarse los unos con los otros en relaciones tóxicas, insanas y podres, desde el comienzo. Ambos esperan del otro llenar “sus huecos”, sus abismos,
porque se creen mitades. buscando su otra mitad. Se creen seres incompletos, defectuosos, porque le han dado valor precisamente a lo contrario de lo que son desde su esencia; SERES COMPLETOS. Se creen que en ese estado enfermo, estar en pareja les salvará de todos sus males y resulta que eso es lo mismo que pensar que una herida infectada se curará sólo por ponerle una tirita.

La única persona que puede salvarte eres . Yo lo que hago es hacer mi parte por si tú estas en la necesidad y la disposición; de hacer la tuya.

Nos vemos en el Vídeo:

Transcripción del Vídeo:
Lo primero y muy importante; quiero agradecerte a ti, que te hayas dirigido a mí, enviando el email y contando la situación en la que te encuentras.

Este mensaje va a ser un mensaje corto y aunque parezca personalizado es para diferentes personas, de las que por supuesto ,no voy jamás a desvelar el nombre, ni la privacidad.

Dado que este proyecto,

Es un proyecto que lo que quiere es ayudarte a encontrar tu equilibrio, a encontrar tu centro, a conectarte con tu verdadera esencia y lo más importante; Sanar las heridas invisibles.

Sanar unas heridas que arrastramos de la infancia y qué perjudican gravemente a la salud de nuestra autoestima.

En este caso, porque veo que se está repitiendo un patrón, voy a hablar de la Codependencia Emocional

Y a ti.  que me has enviado un email quiero decirte algo muy importante;  lo que te voy a decir puede que no te guste y es probable que te duela,  pero, dependiendo de la fase evolutiva en la que te encuentras y dependiendo de la situación en la que te encuentras. Cómo de dentro o de fuera o si ya has dado el paso de decidir;

-Ok, tengo un problema.

-Ok, no me siento bien.

-Hay algo que no funciona.

-Estoy haciendo todo lo que me han dicho para ser Feliz y No estoy sintiendo la felicidad.

No sólo que no la estoy sintiendo, No. Es que estoy sintiendo todo lo contrario a lo que se supone que es la felicidad.

Por un lado quiero que sepas que no eres 100% responsable de lo que te pasa, pero tampoco nadie lo es.

Simplemente es decirte: Hasta ahora nos han proporcionado la información que, sinceramente, no sirve para mucho en temas de evolución personal.

Lo que sentimos por dentro

Nos han dado una información, en la escuela o en casa (y en el sistema) que realmente no sirve para lo que es en si la vida emocional y sentimental, sobre todo.

¿Eres dueño de una AutoEstima enferma?

La Codependencia Emocional tiene absolutamente todo lo que ver… es un síntoma que refleja, que tienes / que eres, ahora mismo, el dueño de una autoestima enferma.

Simplemente se trata de sanar esa autoestima, de curar esa autoestima, de sanar esas heridas

que te están pidiendo a gritos:

-Por favor Cúrame. Sáname. 

Lo que pasa, que no eres consciente que tienes que hacerlo.

No eres consciente que lo que sucede es que tú por dentro, no te crees DIGNO DE AMOR.

Es que no eres capaz de ponerte delante de un espejo y decir:

-Te amo. Eres maravilloso. Te quiero.

No eres capaz. Todavía no lo eres porque de alguna forma, arrastras desde la infancia unas heridas, que repito/incido, aún no eres consciente y en consecuencia no te pones a sanar.

El primer paso es reconocerlo:

-Vale, ok. Yo sé querer al mundo o creo que se querer a todo el mundo, pero a mí mismo no me sé querer / A mí misma no me sé querer.

Para eso estoy aquí yo para ayudarte a sanar todas esas heridas invisibles y que

por fin

por fin

por fin 

tengas las riendas de tu vida.

Seas el dueño y el jefe de tu destino. Que lideres tu vida y tus emociones y tus decisiones, porque otra cosa que tampoco eres consciente, como tampoco lo fui yo cuando me pasó lo que me pasó: es que todas las decisiones que estas tomando, casi todas,  dependen de cómo de sana o insana tengas tu AutoEstima.

Cuando te metes en una relación y decides quedarte ahí, es una decisión tuya. Nadie es responsable de tu felicidad, solo tú.

Entonces ¿qué sucede cuando una persona tiene mala autoestima?

Que busca responsables fuera de sí mismo:

-No soy feliz porque mi pareja no me hace feliz

-No soy feliz porque mi pareja es de una forma que no tiene porqué ser de esa forma.

No eres feliz porque no aceptas las cosas como son -          

Powered by Vcgs-Toolbox

Tu pareja es libre de ser como quiera ser. Tu pareja tendrá también que pasar su fase devolución. Su fase de reconocer o sanar sus heridas para poder, por fin, estar en equilibrio consigo mismo o consigo misma. Pero eso es un problema de ella o de él, no tuyo.

Tú ahora mismo, eres responsable de tu vida y de tus decisiones. -          

Powered by Vcgs-Toolbox

En consecuencia; agradece y entiende ¿para qué está ahí esa persona?

Esa persona está en tu vida, para que seas consciente de que está ahí dándote todo eso, porque tú de forma inconsciente, lo has pedido.

O sea; resulta que; lo mal que esa persona te quiere. Lo mal que esa persona te trata, no es más que el reflejo de lo que tú estás haciendo constantemente contigo.

Si tú no te crees digno de amor, ¿que crees que vas a recibir en la vida? -          

Powered by Vcgs-Toolbox

Miguitas de pan- Miguitas. Trocitos. Restos…

Cuando por fin!, consigas sanar todas esas heridas con información vital que aún te falta y a la que tienes tú que acceder y comprender y asumir toda esa información: te puede salvar la vida, como me la salvó a mi.

Cuando por fin! toques todas las verdades reales, no las que hasta ahora te has creído que eran verdad y no lo son.

Entonces, por fin!,  serás capaz de ser un ser autosuficiente emocionalmente

De valorarte por lo que eres

Y entonces; jamás aceptarás migas, ni nadie que te trate mal.

Lucia Celis

Facilitadora de Procesos de Cambio. Constructora de Amor; el Propio el 1º

Puedes Envíarme tus consultas, Sobre codependencia Emocional, dependencias, autoestima, amor propio, Ansiedad, angustia, miedo, Amor, pareja, felicidad… a soy@aportamor.com

¿En que fase evolutiva estás tú? ¿Te ha servido de algo o aportado en positivo lo que acabas de ver o leer? ¿Tiene sentido?

Se dueño de tu Destino

Se Sueño de tu Destino

Cura de humildad

Suicidio de la modelo en Seven: Esta frase la saco de mi recamara, al menos así la recuerdo yo en la explicación que da Kevin Space a cada uno de los pecados. Esta fue la que dio de la Soberbia: “Que se puede esperar de una mujer que era tan fea y soberbia por dentro, que fue incapaz de vivir siendo fea por fuera“.

AVARICIA

AVARICIA

Le mandé a el, así como te lo escribo a ti ahora, “Hazme Grande, Amor“. Fueron las tres palabras elegidas para poner al lado de esta frase de la imagen.

Ser Grande

Vag, que se yo, por aquello de la confianza que nos teníamos, cuatro años dan para mucho y también, por aquella mierda de codependencia que tenía. (Soy ex, ex-codependiente). -Nunca, contestó.

A los pocos días, tras la gota que colmó su vaso, me dejó por WhatsApp. Muy moderno todo.

Nunca me cansaré de agradecerle a esa gota. De no ser por ella yo no estaría aquí. Aprendiendo. Mejorando. Encontrándome a mí por el camino, a ti y a los que decidan pararse a mirar y con esto quiero decirte que estaba sumida en la mas absoluta mierda y no tenía la mas mínima intención de tomar acción. Creeme si te digo que no tenía ni idea. No sabía lo que ahora se. No sabía que mi autoestima era lo que estaba dentro de un vaso lleno de agujeros y que el vaso era yo. No sabía que yo era un ser completo y que, en consecuencia, no necesitaba a nadie para sentirme completa y no defectuosa. Pensaba que era normal eso de no quererse, ni valorarse y que sentirme triste o deprimida formaba parte de uno de los conceptos de la factura que había que pagar por haberme sentido feliz en algún momento. Pensaba que la vida era eso, disfrutar cuando sientes el vértigo de estar en la cúspide de las olas y que luego, la resaca.

El caso, es que en algún momento de aquella codependencia, decidí poner mi vida en las manos equivocadas, que son cualquiera de las manos que no sean las propias y junto con mi vida, también puse mis metas, mis sueños, aspiraciones, mi cuidado, mi salud. Todo eso quedó delegado al lugar que yo ocupaba en su vida. Unos espacios mas lejos del cero a la izquierda y yo ni me di cuenta, creeme, la ceguera llegó a ser mi sexto sentido. En eso consiste la codependencia, dejar que te reduzcan a cambio de nada o de unas migas también.

No volví a verle más. A veces daría lo que fuera por una de sus sonrisas. No puedo negar que el sentimiento de enamorada lo tuve. El de amor, joder, pues que se yo, yo creo que también. Es sólo que no lo tuve por mí. Ese fue mi error, lo que si que no se, es si fue el único.

Los sueños mientras duermes te ayudan para cuando despiertes

Estas cosas para ayudarte a superarlas,  me refiero a lo de” daría lo que fuera por una de sus sonrisas “,  si no te pasan en la vida real, las sueñas. Así que aquí estoy, esperando soñar la respuesta pa que se me quite la espina. Ya me ha pasado con más espinas. Con algunas tuve que esperar años, pero por fin un día las sueño y a la mañana siguiente ya no me pincha y el final feliz es la sonrisa. La sonrisa del que tengo en frente. Ahí, soñandito y coleando. El caso es que casi nunca me acuerdo de lo que sueño.

¿Tu que sueñas en color o en Blanco y Negro?

Se dice que se sueña todos los días, sólo que no nos acordamos y que dependiendo de cómo atraigamos el sueño seremos capaces o de disiparlo, de recordarlo en color o sólo en blanco negro, por aquello de que el banco y negro pesa menos, como los jpg. De hecho, para rescatar los mas recuerdos posibles a punto de desvanecerse, a veces, podrás recordar sólo una cosa o dos en color, sino todo en B&W.  Si no me crees, haz la prueba. Sin dejar que intervenga tu imaginación con los que te acuerdes ahora. Cada uno lo recordarás distinto y algunos te costará encontrar los colores y si quieres recordar lo que sueñas en color, en plan HD, sólo tienes que esforzarte en no olvidarte de lo que habrás soñado, una milésima antes de recuperar la consciencia, cuando te despiertas, antes de que tus pensamientos metan la quinta pa irse a otra cosa mariposa. Fuérzate a recrearlo. Si tienes interés, claro, sino haz como yo, que dejo que vengan a mi memoria solo los que quieran venir, esa es mi criba. Así me gusta que vengan las cosas y las personas a mi vida, que lleguen a mi sin forzar.

Estas despedida!

Hace dos días soñé con mi último jefe. El que me echó y del que tengo una historia hermosa por contar. No tiene que ver con el trabajo, tiene que ver con la vida y las casualidades brutales.

Era de noche y el estaba moreno de piel. Había venido de uno de sus viajes de la nieve o de Ibiza. Yo lo único que sabía era que había venido de disfrutar. Me sonreía y me decía que lo sentía. Me sonreía mucho. Fluía en el feedback positivo a mi lado y hacia mí. Asentía, mientras no borraba su sonrisa, a lo que yo le decía; mi versión de los hechos.  Primero había hecho lo mismo con la otra versión de los hechos, pero me daba igual. Eso ya había pasado. Ahora estábamos en el presente.

Al final me abrazaba de medio lao, achuchándome contra el como en el medio de una broma y entre risas. Algo así como se abrazan los amigos como diciendo un “no pasa nada, todo está bien porque seguimos juntos“.

La historia es; que no recuerdo prácticamente ninguno de mis sueños, pero los importantes sí. Tengo una gestión de archivos eficiente en esos temas. Un par de días antes de soñarlo, pensé en mandarle un mensaje de agradecimiento y hacerle, así entender, que comprendía su versión. No me atreví a hacerlo. En otra ocasión será. Fui yo la que me convertí en victima de aquellas circunstancias y en consecuencia la responsable inicial de aquello. Por eso debí soñar con el. Necesitaba volver a ver su sonrisa mientras me miraba a mi.

El único Ex del que me quedó un amargo sabor de boca

La cosa, retomando la frase del la imagen que adorna estas letras es; que con este último, resulté ser yo quien le hacía pequeño a él, o no, yo que sé, nunca lo supe. Si te digo la verdad, miento. Será parte de alguna invención de mi mente. Lo que si se, es como me sentí a su lado, todo lo que me permití reducirme por esa falta de amor propio que tenía en esos asuntos del amor. Esto último tuve que descubrirlo a balazos y algunos apuntaron a dar. Lo mismo que; que una vez te quieres a ti, no consientes, no te acercas, no te arrimas donde quema, ni disparan a matar. Se te hace imposible permanecer en un lugar donde restan, asesinan o mutilan y de esto, lo de no saberse un ser completo, libre de codependencia no se libra ninguna stripper, ni jefa de gabinete, ni la Pop Singer Start del momento, ni la directora de un banco. Que tengas amor propio para algo no significa que lo tengas para todo. Por eso la heroína y el héroe es el que consigue ese éxito personal en todas las facetas y de todas las macetas, la propia, la que regar primero de todos. Una cosa es el tema profesional, otra el familiar, otra el social y otra el amatorio. Cada cual tiene sus normas y te toca por diferentes esquinas. Hay carreras que no se aprenden en la escuela. Hay caminos de los que sólo aprenderás, si los recorres.

Puedes tener mucho amor propio para una cosa y cagarla en la otra. Un sin fin lo del abanico de posibilidades este.

Y tú me dirás;

– Pero a mí no me hace falta que me des una hostia en toa la cara pa saber sin falta de que me la des que me dolerá.

Y yo te responderé;

– A mi tampoco.

…pero es que resulta, que del dicho al hecho, a veces, hay un trecho.